sábado, octubre 28, 2006

Los resortes simbólicos - Capítulo 42 - Max Aguirre




51 comentarios:

Kwaichang Kráneo dijo...

Gracias quiero dar al divino Laberinto de los efectos y de las causas
por esta historieta de Max.

angelmosquito dijo...

Ah, qué buena historieta, hijo de puta!!!
Muy pero muy buena...si por lo menos esos mensos hormonalmente inestables leyeran un poco más, vieran un poco más, y hablaran de otras cosas más, no se habrían comportado como unos energúmenos irrespetuosos.
Bueno, Maximo, me encantó el "Como llegué a esto".

Rodrigo Terranova dijo...

No sé cómo llegaste a esto, pero menos mal que llegaste. Si no, nos hubieramos perdido estas cuatro páginas magistrales.

¿Nos vemos en La Plata, en una semana exacta? Obligaremos a Reggiani a que nos diga dónde guarda el whisky.

Gran abrazo.

modherno dijo...

muy "mementica". me encantó.

Federico dijo...

Impresionante, che. Me encantó. Es una cima. ¡Aguanti Ozamu Tezuka!

Terranvoa: el vodka está en el freezer. El whisky está en el mueble junto a las bibliotecas (esta es tramposa, en mi casa todo esta "junto a las bibliotecas", pero lo va a encontrar fácil). El vino en la bodeguita sobre la heladera. La hospitalidad es mi mejor cualidad.

los aspirantes dijo...

ah las ironias de la vida! que cosa interesante

Brian Janchez dijo...

No estoy de acuerdo con eso que es dificil identificar a los autores de manga. es un preconcepto barato.

Incluso entre el mainstream del manga, a los autores se los reconoce sin problemas y deberia ser ahi que no se diferencia nada de nada.

ahora lo mas loco de esto, es que lo esta escribiendo un tipo que no lee mucho manga como yo.
brian.

Mr. Exes dijo...

Si, no es que sea imposible distinguir, pero creo que Max quiso decir un poco a la ligera de como el manga guarda ciertos rasgos constantes que todos los mangaka respetan a rajatabla, sacando casos especiales. Pero dentro del mundo de la historieta, el manga es donde los autores se "parecen" mas unos a otros. O sea, la gran generalidad dibujan los ojos grandes y vidriosos, por decir el ejemplo mas obvio y boludón que se me ocurre, jaja. Claro, que esto sucede especialmente en el manga mas comecial, que creo (perdón si le erro) es la gran mayoría de la producción.

Obviando esto: Max, que historieta hijo de puta! MMMuenísima!! Una mamushka temporal hermosísima.

Saluets

MR E

Rutina en cubitos dijo...

Muy buena la historieta, me hizo acordar al capitulo de Seinfeld que va al reves.

Ahora como comentario aparte, flor de kamikaze usted diciendo lo que dijo sobre el arte secuencial de ojos grandes y pelos de colores frente a una turba de jovenes de entre 12 y veintipico aficionados al tema, con la testosterona que tienen acumulada le podrian haber tirado el edificio abajo!

Saludos!

M.-

Alcibiades dijo...

Esta semana la entrega es perfecta!, gracias totales

el aerolardo dijo...

Los dibujos japoneses te liman el cerebro.
A mí uno que otro dibujo ponja me gusta, pero tengo rechazo a las minitas que dibujan, tan irreales, tan para gustar que producen el efecto contrario en mi
ser occidental y románico.
Pero bueno, las hordas de dibujos hechos por amarillos sin alma esclavizan a las mentes jóvenes.
Pregunta ¿Usté dibuja sobre papel Ingress?
Gratzie.
-A-

AnA dijo...

Yo me quedo con el masaje en los pies del final...ternura extrema.
Chapeau!

fede dijo...

creo que deifinitavemente quede atrapdo en los resortes....
se nota que le pone muchas ganas, y que surten efecto...

me encanto ésta

fede

fede dijo...

ya que estoy....
y hablando de dibujos viejos,
nadie logra acordarse del nombre de un dibujito que yo miraba cuando era chico, solo me acuerdo:
-que el chabon buscaba a su padre
-entre sus compañeros habia un viejo de barba larga
-los malos eran camionetas mezcladas con plantas, nacian de semillas que alguien tiraba
-en un captulo el protagonista tenia que luchar en un ring y le ofrecian una armadura, y él se negaba.. alo que el viejo explicaba "su velocidad es su ventaja ante la fuerza del enemigo"

si alguien me saca la espina, le racare la espalda

sou y todas esas cosas inauditas dijo...

mi tablero de pizzini se parece bastante

Alejandra Márquez dijo...

lindo ver en viñetas lo vivido en la realidad.
lindo viaje en micro desde montevideo a colonia
feo colonia....mucha gente...mucha individualidad pugnando por mantenerse individual.
lindo tu recorrido para atras.
es bueno hacerlo de cuando en vez, no?
besos

joAco dijo...

güenísima historieta. güenísimas las ironías de la vida.
pero, como llegamos a esto?

Fabian Zalazar dijo...

Tonces? Al final tenemos que darle gracias a Astroboy?. Bien Max apaciguando las aguas.
Gracias porque si

Belerofonte dijo...

Muy buena historieta Max! Y finalmente sé lo que es estar inmortalizado en Historietas Reales (junto con mi jermu y mi perro). Da gusto que haya un amigo aca (no cómo usted Moskito... que también tuvo en casa, también tuvo mis llaves... muere de verguenza, Mariano!)
Jejejeje.

SSSergio dijo...

EStoy de acuerdo con mr. exes, sin ir mas lejos, basta mirar HR para ver la cantidad y variedad de estilos que hay, ninguno ni siquiera parecido al anterior. Y en ese sentido, hay mas distancia entre el estilo de los autores que entre todos los autores de manga.
Igual, MAX, no era el momento ni el lugar para decirlo!!! te van a matarrr! esa es gente ya asimilada.

Y entre tanta opinion, no quiero olvidarme de destacar lo sublime de esta entrega, es buenisima, esta muy muy buena, felicitaciones.
Me despido, ya le alimente el ego bastante

Andres Biscaisaque dijo...

Buenisima Max!
Con razon queres que el año que viene vayamos todos a montevideo, es para que seamos muchos para la pelea?

Kwaichang Kráneo dijo...

Si hay pelea yo voy, aunque no sé, tendrè que medir mi poder, porque aunque la modestia me impidiò decirlo publicamente antes ,en combate puedo alcanzar con relativa facilidad el nivel Super Saiyajin Dai San Dankai. Ahora que lo pienso, mejor es que no vaya. Ahorraremos muertes innecesarias.

Robertovs dijo...

Sí, creo que simplificastes -Max- como decía Mr. Exe y que el manga, más allá de la tendencia predominante a la estandarización -como en toda producción industrial, la industrial cultural habrían dicho los apocalípticos A. y H.-, hay un grupo de excelentes creadores de manga, con sus estilos propios, que están escribiendo algunas de las mejores páginas de la historieta mundial. También Christian Mallea simplifica en el planteamiento del tema (lo hace habitualmente, y se lo he dicho de frente)(Nada por otro lado contra Christian que es un esforzado y meritorio activista de la historieta argentina) y es equivocado centrarse en "los chicos" que "están transculturazidos", que están penetrados. Hay que ver como los "grandes" arman el mercado y que sin embargo los chicos tienden a conocer lo que se reedita, aunque algunas cosas ya resultan viejas (o necesitan lupa para leerse, como la reedición de Ticonderoga. Sólo un viejo que ya la conoce puede ponerse a descifrar esa edición de Clarín, o la de la semana pasada de Kirk o Pike -ediciones meritorias para viejos-). Evidentemente los chicos no pueden meterse en el tunel del tiempo, vivir en el mismo, y ver unas historietas que en su mayoría han envejecido (en sus tiempos junto a lo bueno de Frontera, había también pilas de basura mal hecha, copiando a Pratt y Cía -bueno Pratt también se formo a partir del "imperialista" Cannif-). No hay que convertir en chivos expiatorios ni a los chicos ni al manga. En todo caso al hacerlo, nos desviamos de los complejos fenómenos que explican que no exista industria en Argentina (lo cual es lógico en un país donde la burguesía financiera aliada a las transnacionales destruyó a la industria local). Y no quisiera volver a escuchar los lamentos de que no exista más Columba, en la cual Presas era un buen tipo, pero la empresa era una empresa explotadora de cuarta (parece que se hubieran olvidado todas las acusaciones que se hacían a Columba cuando era la editorial mainstream) y, encima, cuando en el evento de Frontera llegaba el momento de preguntar eso se acabo el tiempo y chau (en realidad en Frontera la gente lloraba porque era lindo tener un patrón explotador, pero que te pagaba un sueldo seguro y podías jubilarte. Tan a la mierda nos fuímos en este país que los desocupados extrañan ser explotados y nos les importaría que los cagaran a latigazos si pudieran tener un sueldo mensual y jubilación).

Además no es ningún triunfo ganarle a algún muchacho que se trabó al momento de responder, o no la tenía bien en claro (no tiene merito que unos jovatones se jacten de derrotar a un chico en una charla, hay que plantearla en términos de diálogo), porque siempre ha habido escuelas, tendencias, líneas, en pintura, que tenían puntos en común y autores que se diferenciaban desde dentro de las escuelas.

Bueno, me gustaría hacer un ensayito, no en defensa del manga sino que tenga en cuenta algunas de las ricas produciones de los japones y las complejidades del mercado laboral. Bah! sobre esto tengo algo, si quieren se los copio. Bueno, ahí en Baires tienen un especialista que es Orestein (ir a la galeria Bond Street. ¿Así era? Y los locales eran, hasta la última vez que estuve "Rayo Rojo" y "Rayo Negro").

Ahora estoy corrigendo parciales por quince días más y quiero ir por lo menos un día a Leyendas. Pero, me parece que seria una buena tarea escribir un ensayo sobre el tema, porque se ha convertido en un lugar común (más allá de la situación que narra Max) echar la culpa a los jóvenes que compran mangas y a los mismos mangas. Los chicos compran mangas porque ahí encuentran algunas aventuras, o comedias, que no encuentran en otros lados (también se siguen copando con El Eternauta, pero no pueden vivir totalmente en el pasado, etc. etc.)... más la influencia de la TV (en la cual las mejores animaciones recientess son japonesas -Cowboy Bebop, Evangelion,Samurai Champloo, Dragón Ball (sí! sin Z ni GT)... ETc, etc...

Bueno, la corto que tengo que corregir.

Con cariño. Roberto vs

OttO dijo...

Muy buena la historieta, pero no representaste el cagazo que tenías según me contó un pajarito, jeje.

SSSergio dijo...

a la mierda roberto!!

SSSergio dijo...

uy, no, q no se lea mal...voy a re-redactar
ah la mierda!!, roberto

Anónimo dijo...

Que grosa la historieta!
Muy buena la maquina del tiempo en viñetas,
algunas veces nos pasa que decimos: ¿como (mierda) llegamos hasta aca?

saludos y felicitaciones

Santo

maxaguirre dijo...

A ver a ver, vamos por partes y contestandoles a todos sin mucho orden:

Gracias por los halagos, se sienten bien.

Por ahí hablaron de Seinfield, si si ese capítulo ha servido.

Otto me dice que tenía miedo, mire amigo si usted está junto a 5 colegas en riesgo de que unos 200 adolescentes (algunos munidos de katanas de verdad) decidan cagarte a palos por opinar distinto y no siente algo de resquemor, está loco.

Fito, Mosco te dibujó chabón, no le digas nada.

RVS, yo no le hecho la culpa a nadie, no me jacto de ganar una discusión o conversación con ellos porque sinceramente, jamás quisieron tener diálogo alguno con nosotros, que además, ni siquiera teníamos un punto de vista común, los mangaka habían tomado lo que se decía en esa charla como una agresión violenta hacia sus gustos e ideales, de hecho todo lo que no sea lo que ellos opinan suelen tomarlo a mal o directamente faltarle el respeto y no es solo lo ocurrido en Montevideo, recuerdo un montón de talleres fallidos en Leyendas porque los gritos o los karaokes hacían imposible cualquier charla, por poner uno de muchos ejemplos de que son un grupo que reclama un respeto que no brinda.
Si hablamos de estética, seguro que hay tipos geniales, en todas partes del mundo aparecen por suerte, particularmente Astroboy, Meteoro, Akira, Cowboy Beebop, Chihiro, Macros, Ghost in the shell o Metrópolis son maravillas y ni hablar de lo que Ponent está editando, pero la producción de los fans sudamericanos de manga suele ser una copia mimética de un sistema industrial y mimético que pretende limar diferencias para masificar la producción, como suele ser el método Disney o el que usaba Quinterno para Patoruzú y tantos otros.

Pratt no copiaba, Pratt desarrolló un código propio a partir de influencias y eso lo hacemos todos, pero si desde acá tan solo imitamos sin ponerle nada nuevo, la pluralidad que tanto se defiende se va a terminar, porque todos vamos a hacer lo mismo.

Te aseguro Roberto, que ellos levantan la bandera de la pluralidad y suelen tildar cualquier comentario como chauvinista o cerrado, pero los que toman la postura más cercana al facismo de un colectivo Borg son ellos. Ahh y volviendo al pibe que no supo decir otro pintor que Da Vinci, su incapacidad para nombrar a alguien más tb le pasó con dibujantes de historieta, sin embargo cuando hablaba de manga o animé citaba gente como un fanático recitando la formación de Boca campeón del ´69.

Por último, Cristian Mallea no defendía a Columba en esa charla, creo que a veces también suelen simplificarle el discurso al hombre, en ese momento estaba hablando de entrar al mercado con propias herramientas y estéticas.

Lo más lamentable es la actitud de estos chicos y no sus gustos. Su actitud los muestra carentes de comprensión democrática, ausentes de curiosidad ilustrativa y carentes de respeto por el otro y sus diferencias.

Semana Onírica dijo...

y...da un poco de bronca que un gilastrún que no sabe un corno de proporciones pero sepa darle efectitos orientales baratos y fotoyopescos consiga más laburo que uno que se preocupe con hacer un producto que refleje algo de dignidad (léase composición, claridad, equilibrio, armonía), no una cosa toda aparatosa y saturada.

Robertovs dijo...

ok Max, seguimos el diálogo. No he vivido ejércitos de mangakas alzados, los que conozcos son muy plurales, y es más no son fanáticos y leen de todo. Si se que Oberto convoca más que Risso... Lo cual no quita complejidad al tema. Por otro lado un ejército de mangakas fanatizados da para una buena historieta... la cuestión sería como hacerla sin caer en el chauvinismo o en la estigmatización... mmm.

No me refería a Christian diciendo lo de Columba (me refería a lo que decía en tu historieta, y a lo que había dicho una vez sobre el manga presentando a Orestein)(tendría que repasar lo que escribí, en los post uno escribe rápido y no corrige... y también lee rápido), sino al tono meláncolico de mucha de la gente que participaba e intervenía en la mesa de Columba de Frontera. Buenos tipos los que estaban por otra parte. No soy fanático de nada, pero había en... quizás más que creadores, pichones de creadores, o algunos que se creían llegar a ser creadores, el clamor que escucho de vez en cuando o que leo en foros, de quien arriesgaría para montar un emprendimiento como el de Columba.

De Pratt era que empezó copiando a Cannif, luego, claro, desarrollo su propio camino... Bueno, casi todo el mundo empieza copiando a alguno y, si tiene pasta, talento, creatividad, desarrolla su propio camino. Puede que hasta un mangaka evolucione.

rvs

malanoche dijo...

Excelente Max...
Roberto: "Puede que hasta un mangaka evolucione." Lapidario lo tuyo y contrasta con tus párrafos anteriores... pero muy bueno.

No sé quién dice ´esto es manga comercial y esto es manga-arte´. Sólo digo: Akira me gustó, Chihiro me partió la cabeza, pero en cuanto a Dragon..., Sailor..., Evangelion y demás... eh... digan que me duele que mi vieja haya tirado mis revistas de Meteoro, pero sólo tenían valor afectivo, ni en pedo artístico.

Quizá luego los pibes puedan discernir. Digamos, de pibe miraba Astroboy y leía Asterix. No creerán que tengo el DVD de Astroboy, ¿no?

Coxon dijo...

Me acuerdo que no hace mucho hablamos sobre algo por el estilo...

Un aplauso por la entrega

DagNasty dijo...

Max, al menos te salvaste de que el fundamentalista talibán del manga te hiciera una Ha-Me-Ha-Me-Haaaaaaaaa!
Esto de la segmentación en nichos cerrados le hace perder a los pibes el encanto de sorprenderse con la variedad. Astroboy, Kimba, Candy, Meteoro... quién no fue un niño que tuvo algún affaire enorme con dibujos japoneses sin planteárselo como una guerra de estilos.
Buenísima y suculenta entrega, que bueno que llegaste a ésto =)

Belerofonte dijo...

Disculpas publicas a Mosquito. Ya estaba y protesté tarde y a destiempo. Una entrada digna de tarjeta amarilla.

Eso.

El Feto Imperfeto dijo...

Qué linda historieta. Justo estos días estuve pensando cómo llegué a esto, pero me dio para pensar en "cómo terminaré después de esto que está pasando".

Sobre los que se cierran a disfrutar una sola cosa, y bueno, allá ellos, se perderán del resto. No intenté muchas veces hacer cambiar de parecer a otros, un poco por la sensación de que era infructuoso, un poco por pereza... Y un poco por humildad. ¿O fue por soberbia?, no me acuerdo.

El Feto Imperfeto dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
maxaguirre dijo...

Simplemente, Roberto yo narré lo ocurrido, subjetivamente, obvio, pero hubo testigos del asunto y creo que salvo por necesidad de narración, no he alterado nada de lo que pasó y si hubiera sido alreves, imaginate 500 tipos disfrazados del Cabo Sabino agrediendo a 5 dibujantes del Cagancha Manga Studio, sería tan criticable como fue lo que ocurrió. Es loco, pero tener preferencias por algo que se hace acá, automáticamente nos pone en el ojo de la sospecha chauvinista, mientras que cuando se prefiere algo hecho en otras partes se es un librepensante. Me gustan muchas cosas de acá y allá, me preocupan los fenómenos culturales que fomentan la amputación de la diversidad. No es casual que los canales de dibujos animados sean diversos en estilos y temáticas, mientras que los de animé sean exclusivos ¿No?

Federico dijo...

El tema del manga en países no japoneses es interesante y complicado. Por ahora, no se pierdan acá: http://www.elpais.es/articulo/cultura/dibujante/estrella/guardian/elpporcul/20061029elpepicul_5/Tes/ una nota sobre el sistema de producción de manga. Y hablemos un rato de alienación.
Fede

Robertovs dijo...

Pero, los canales yankees están metiendo bastante animé y cuando Locomotion se convirtió en Animatrix dejo de pasar las mejores cosas (entre las que estaba South Park)... Bueno, para Fede también, un año tendríamos que hacer una investigación sobre la posición del manga y del animé en la globalización, la relación de las compañías yankees con él, como se inserta en el gusto de los nuevos lectores de Argentina y que tipo de adhesiones despierta, que tipos de interpelaciones se realizan... largo etc. Bueno, da para más que un blog. Hay una profe (Vanina Papalini) de acá que hizo una tesis sobre algo así como lo maquínico en el manga (creo que trabaja sobre todo con Evangelión), el libro lo publico La Crujia, de Baires, habrá que leerlo.
Y bueno, por supuesto, habría que estudiar prácticas de los mangakas en los eventos de comics... claro primero habría que preguntarse que es un mangaka... porqué para algunos el manga pasa a ser un punto de identificación muy importantes en su vidas, porqué para otros consumidores sólo constituyen la perifería de lo significativo en sus vidas... etc. etc...
Roberto

Robertovs dijo...

PD: Fede no puedo abrir la página de El País, me parece que hay que estar suscripto. ¿No podés copiarlo o mandarmelo por mail? Roberto Chan.

maxaguirre dijo...

"porqué para algunos el manga pasa a ser un punto de identificación muy importantes en su vidas, porqué para otros consumidores sólo constituyen la perifería de lo significativo en sus vidas" RVS Dixit y ahí es en donde nos ponemos de acuerdo, el asunto es que lo que está mal es el fanatismo sea por Banfield o por Evangelion, los fanatismos tienden a ser oscurantistas y de eso hablaba yo y no de gustos.

shinobi dijo...

En los mangas hay de todo, pasa que como en todo mercado masivo de arte comercial, siempre hay un "mainstream" donde ves un monton de autores todos iguales (que es precisamente lo que mas nos llega). Tambien paso en yanquilandia a comienzos de los 90, cuando todos le copiaban a jim lee y silvestri. Y tambien hubo aqui una epoca donde se lleno de clones de mandrafina. O hasta podriamos irnos a los 50, cuando todos imitaban a caniff (incluido grosos como breccia y pratt).
Y lo del fanatismo... hay que ver la edad, no podes pedirle a un pibe de 15 años que no se fanatice... (aunque hay cada boludo grande en el fandom...).
Y de la historieta de aguirre no voy a opinar, porque me voy a ver obligado a chuparle las medias como hago siempre.

Martín dijo...

Max, sos un genio.

Y a Manco le sobran pelotas!

Robertovs dijo...

Y bueno Max, será como dicen "hablando la gente se entiende" (algunas veces, si tiene voluntad de acercar). Un abrazo. Roberto

malanoche dijo...

Copio la nota linkeada por Federico... Sin palabras... esto no se puede comparar con los otros momentos citados por Shinobi

La dibujante estrella y su guardián Añadir a Mi carpeta
Tachibana Higuchi y Takeshi Sakuma ejemplifican la curiosa relación que se establece entre los autores y los editores de manga
JORDI COSTA - Barcelona
EL PAÍS - Cultura - 29-10-2006

En la industria del manga no existe la figura del artista bohemio que se retrasa en las entregas y prefiere la barra de bar a la mesa de trabajo. Para que no florezca ese arquetipo tan occidental -y, en especial, tan latino-, las editoriales han creado a un implacable profesional especializado que se encarga, por un lado, de hacerle la vida más cómoda al artista y, por otro, de controlarle con mano de hierro. Tachibana Higuchi, destacada autora de shojo manga (manga para chicas) y creadora de la serie Alice: Escuela de Magia (Ediciones Glénat), ha visitado el XII Salón del Manga de La Farga de L'Hospitalet acompañada de su particular ángel guardián y/o cancerbero, su editor Takashi Sakuma. Él no se aparta de su lado ni un solo minuto: mientras dure la producción de Alice: Escuela de Magia serán inseparables.

"Mi trabajo empieza cuando la editorial da luz verde a una serie", comenta Sakuma, "es entonces cuando hablo con los autores acerca de cómo será la historia de una manera global". "El siguiente paso consiste en preparar el boceto del manga", explica Tachibana Higuchi tomando el relevo, "que, después, enseño al editor. Él lo mira, opina y, una vez ha dado el visto bueno, me pongo a dibujar la versión final". "Es importante discutir acerca de cómo se puede mejorar la historia hasta que nos ponemos de acuerdo", añade Sakuma, "también me corresponde preparar toda la documentación que la autora necesite. Estar a su disposición para cualquier cosa que le haga falta. Y sí, por supuesto, muchas veces me corresponde insistir de manera amable para que entregue a tiempo".

Tachibana Higuchi dibuja 30 páginas quincenales en la revista Hana To Yume. Esa producción mensual de 60 páginas es la mayor fuente de presión para la autora, que necesita delegar todas las labores domésticas en su familia y algunos detalles de su oficio, como la confección de fondos, a un pequeño equipo de asistentes. "Es cierto que la industria presiona mucho, pide demasiado", reconoce la autora.

"Toda esta metodología de trabajo se deriva del peculiar proceso de creación de cualquier serie manga", señala Joan Navarro, responsable de Ediciones Glénat, "primero se elabora un estudio de marketing que determina si hay público para un determinado tipo de historia. Seguidamente, la editorial reúne a un equipo dirigido por un editor para crear la serie. Entre las funciones del editor está la de calcular cuánto durará la producción de la serie: si dura, por ejemplo, tres años, el dibujante puede olvidarse de tener vacaciones o de salir del país durante ese periodo. El editor se convierte en el ayudante, pero también en el vigilante del autor. Es quien se encarga de despertarle, de hacerle el almuerzo, la comida, darle un masaje si está cansado, llevarle el traje a la tintorería, acompañarle en sus viajes promocionales y velar para que no se vaya de juerga o no beba demasiado alcohol, por ejemplo. Todo ello se hace a partir de una actitud oriental de completa sumisión: el autor es la estrella. Pero existe esa contradicción profunda: el editor es un vigilante colocado ahí por el patrón y tiene el deber de controlar al artista para que lleve una vida disciplinada.

La relación entre Tachibana Higuchi y su editor Takashi Sakuma no es una de las más enfermizas que han tenido ocasión de verse en los 12 años de historia del Salón del Manga. El editor particular de la autora Yuu Watase, creadora de la serie Fushigi Yügi, se encargaba de abrir las páginas de los ejemplares que ella iba a firmar para ahorrarle incluso ese esfuerzo. La sesión de firmas se regía por un ceremonial en el que cobraba suma importancia el espacio vacío existente entre autora, editor y lectores. Tachibana Higuchi recuerda el día en que logró hacer llorar a su editor mediante una simple conversación telefónica: "Hubo un día en que me exigió demasiado. Me chocó tanto que acabamos discutiendo. Me iba enfadando por momentos y él acabó llorando. O sea que, en esa ocasión, gané yo".

"Entre una serie y otra, los autores acceden a un periodo de libertad condicional", añade Joan Navarro, "pero, en circunstancias normales, su única función es la de dibujar y producir todo el día. Esa manera de trabajar les convierte casi en autistas. El trabajo marca su personalidad: su profesión les ha convertido en antisociales. Muchos se niegan a ser fotografiados, como Maki Murakami, autora del manga Gravitation, que, el año en que vino al Salón, firmó sus ejemplares completamente tapada, vistiendo un pijama de oso panda. Cuando les preguntas, te dicen que lo que les ocurre es que se consideran feos y temen que la difusión de su imagen perjudique las ventas".

YHVH dijo...

mmm...todo muy bien, todo excelente como siempre don max, pero ahi algo que no me quedo en claro...
que dice al pie de las hojas?

Rodrigo Terranova dijo...

Impresionante la nota que pasó Federico. Bueno, me encantaría ser capaz de sacar 60 páginas mensuales, pero si voy a ser un esclavo (y lo soy, en cierta forma) prefiero que sea haciendo algo que no me interesa, para detestarlo sin sentirme mal.

!ah¡bostezo dijo...

eres imparable e impagable max felicitaciones, si hubieras nacido en europa ya te hubieras hecho millonario

Angel Mosquito dijo...

El modo de produccion de Japon es alucinante, pero tengo algunas cuestiones que plantear:
1- Si yo fuera el autor y mi editor es una mina, y yo estoy estresado por la entrega, me la puedo empernar sobre el tablero?

2- ¿Qué tiene que ver el modo de produccion con los infrafotados mentales otakus de Montevideo?

maxaguirre dijo...

Mosquito, creo que no tiene nada que ver un ponja esclavisado con el fanatismo y que es sumamente l{ogico y comprensible que te empernes a tu editor (Casanova ¡Ojo!)

AH! Bostezo, si hubiera nacido en Europa ser{ia europeo, no millonario

Magmar dijo...

Me pasaron el link a esto, no teno idea de cuando es, y por la calidad tampoco vale la pena averiguarlo.

Dos cosas.

El comentario referente al manga es completamente ridiculo, se nota que no conocen nada del genero, y si conocen peor.

Ir a la convencion de comics Uruguaya(la cual es movilizada en un 90% por los fans del anime/manga) y hacer ese comentario es doblemente ridiculo.
Esos "hormonados" son los que dan vida al evento y es mas de ells que de ustedes, prueben no ir y les asuguro que nadie los va a extrañar, de hecho, con su trabajo no arman ni una reunion de fin de semana, a nadie le interesa.

Revisen el link si quieren ver de donde saque el accseso a esto que es realmente lamentable.